Cuídate

Nutrición

Helados caseros: una alternativa deliciosa y saludable

Helados caseros: una alternativa deliciosa y saludable

El helado es un básico del verano, pero dependiendo de los ingredientes con los que está elaborado, puede ser un producto para tomar muy de vez en cuando, o una deliciosa y refrescante manera de tomar fruta en las tardes de verano.

Y es que los helados que compramos, en la heladería o en el supermercado, suelen contener cantidades exageradas de azúcar. Y no sólo eso: también suelen tener entre sus ingredientes grasas de muy mala calidad y baratas, que se usan para darle textura al producto.

Los helados industriales contienen una gran cantidad de azúcar y grasas de mala calidad.

La buena noticia es que el helado es muy fácil de hacer en casa y de versionar con alimentos sanos. De hecho, con dos o tres ingredientes es suficiente, y la base siempre debe ser la fruta.

MÁS FRUTA, POR FAVOR

¡La fruta es un alimento tan saludable! Y, a veces, pasamos demasiado tiempo sin tomarla: o porque en invierno no apetece tanto, o porque tenemos miedo de engordar, o porque nos resulta difícil de digerir, o simplemente porque no tenemos la costumbre.

Tráela de nuevo a tu vida, hazme caso, ¡que la fruta tiene un sinfín de beneficios! Vitaminas, antioxidantes (te das cuenta porque es muy colorida), agua, fibra… y sus azúcares son naturales y se absorben poco a poco gracias justamente a la fibra.

Todas quedan genial en forma de helado, solo tienes que ir probando y combinando.

LA ALTERNATIVA MÁS KIDS FRIENDLY PARA ENTRAR EN LA COCINA

No me canso de decirlo: a los niños y a las niñas les encanta entrar en la cocina. Y a mí también porque es una oportunidad única de enseñarles el amor por los alimentos, de hablar de aquello que nos hace bien y aquello que mejor no tomar, de probar sabores, de divertirse…

Preparar helados es una buenísima oportunidad para cocinar juntos: es muy fácil y a los más chiquitos les hace muchísima ilusión.

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Receta de helado de plátano, fresas, remolacha y tahín

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………

CÓMO PREPARAR UN HELADO CASERO (¡Y SIN HELADERA!)

Lo primero que hay que hacer es escoger la fruta que utilizaremos y ponerla a congelar unas cuantas horas antes (o la noche anterior).

En casa vamos variando. Por supuesto no nos perdemos nunca la temporada de fresas y de frutos del bosque. Pero, cada tanto, nos encanta tomar alguna fruta tropical, como el mango o la piña.

Fruta congelada y un poco de grasa de buena calidad es lo único que necesitas para hacer un helado casero, delicioso ¡y saludable!

Nuestro último experimento ha sido un exitazo: helado de mango y coco. Solo es necesario poner un mango pelado y sin hueso a congelar por la mañana. Por la tarde ya estará listo para triturar, añadiéndole un ingrediente infalible para sumar sabor y que quede súper cremoso: leche de coco.

La leche de coco es una alternativa perfecta a una nata a base de lácteos (¡nuestro helado es vegano!). Antes usábamos la que viene en bote, pero últimamente utilizamos la que viene en polvo, porque es más fácil de conservar y porque cunde muchísimo. Con una cucharada queda perfecto (lo hago a ojo, más o menos, una cucharada por dos piezas de fruta, pero el mango era muy grande).

El mango, por su lado, es muy rico en vitamina C y en betacarotenos, unos antioxidantes que protegen tu piel de la exposición a la radiación solar. Yo decoré con nibs de cacao y mis niños con coco rallado.

Tomar un helado de vez en cuando en la heladería no estropeará tu salud. Pero si eres muy fan de los helados (¡en casa lo somos!), mi recomendación es que entres en el maravilloso mundo de los helados sanos y caseros. En el fondo, no es más que combinar ingredientes y triturar. Una base de fruta que le dé el sabor, un poco de grasa de buena calidad para conseguir mejor textura y, si hace falta, algún endulzante natural, como la canela o la vainilla.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Productos relacionados

Artículos relacionados