Cuídate

Recetas

Lasaña vegana de colores

Lasaña vegana de colores

En el mundo hay gente muy creativa, que sabe disfrutar de la comida y se atreve a mezclar ingredientes sin miedo. Es por eso que esta lasaña nos conquistó en el momento en el que la vimos. Un plato para mezclar ingredientes, sabores y crear un arcoiris ¡muy saludable!

¿Qué tiene de especial? Además de su aspecto, la variedad de nutrientes de cada capa.

  • Nuestra ricotta es una capa llena de proteínas, grasas saludables y calcio gracias a la combinación del tofu, la levadura nutricional y las almendras.
  • El puré de calabaza con soja texturizada, además de aportarnos más proteínas, contiene muchas vitaminas gracias a esta hortaliza. Entre ellas el betacaroteno, provitamina A, vitamina C y E.
  • La capa de remolacha contiene ácido fólico, potasio y vitamina C algo que nos viene genial para nuestro sistema inmune en pleno invierno.
  • Y esa capa de bechamel sin gluten que hace el plato mucho más suculento ¡y apetecible!

Guarda esta receta y diviértete en tu casa. Puedes probar con estos ingredientes o los que se te ocurran, deja volar tu imaginación y disfruta de la alimentación saludable.

INGREDIENTES (6 raciones)

  • 9 láminas de lasaña (si te animas puedes probar a utilizar láminas de berenjena).

Capa de salsa de tomate

  • 1 ½ taza de salsa de tomate

Capa de bechamel

Capa de ricotta de tofu

  • 1 bloque de tofu de unos 200 g
  • ¼ taza de levadura nutricional
  • ¼ taza de almendras crudas
  • ⅔ taza bebida vegetal de avena sin gluten
  • Sal al gusto

Capa de calabaza

  • 1 calabaza pequeña asada
  • ½ cebolla
  • 1 diente de ajo
  • ½ taza de soja texturizada hidratada con agua durante 30 minutos
  • 1 cucharada de AOVE
  • Sal y pimienta al gusto

Capa de remolacha

  • 1 remolacha grande asada
  • ½ cebolla grande asada

ELABORACIÓN

  • Precalienta el horno a 200º C. Pela la remolacha y pártela en cubos, corta la cebolla y la calabaza por la mitad y colócalo todo en una bandeja para horno con un chorrito de AOVE. Hornea hasta que todo esté listo.

Bechamel:

  • Calienta una sartén antiadherente con el AOVE.
  • Cuando esté caliente añade la harina y mueve hasta que se tueste, esto te llevará un par de minutos.
  • Baja el fuego a fuego medio y ve añadiendo la bebida vegetal poco a poco sin parar de remover la mezcla, así evitarás que se formen grumos. La cantidad de bebida vegetal dependerá de la consistencia que busques de la bechamel -más líquida o espesa- pero ten en cuenta que una vez que se enfríe se espesará.
  • No pares de mover la bechamel hasta que tenga la consistencia deseada. Si quedan grumos puedes pasarla por la batidora. Reserva.

Ricotta:

  • Envuelve el tofu en papel de cocina y pon peso encima durante unos minutos para que suelte todo el suero.
  • Luego simplemente añádelo a tu procesadora con el resto de ingredientes hasta que tengas una pasta homogénea. Reserva.

Capa de calabaza:

  • Deja en remojo la soja texturizada en agua templada durante al menos 10 minutos.
  • Una vez tengas la calabaza y la cebolla horneada tritura todo con el diente de ajo.
  • Añade la soja texturizada al puré junto con una cucharada de AOVE.
  • Sal pimienta y reserva.

Capa de remolacha:

  • Tritura la remolacha asada con la media cebolla y reserva.

Montaje:

  • Para el montaje prepara tu bandeja para horno.
  • Añade una capa de salsa de tomate en la base. Sobre ella 3 láminas de lasaña.
  • A continuación extiende la capa de ricotta. Sobre ella la capa de calabaza asada y sella con otras 3 láminas de lasaña.
  • Ahora extiende la capa de remolacha y sella con otras 3 láminas de lasaña.
  • Por último añade una capa de salsa de tomate y la bechamel por encima.
  • Hornea durante 35-40 minutos a 180º hasta que la capa superior esté bien hecha.
  • Sirve caliente.

*Las sobras puedes guardarlas en la nevera durante unos días o congelarlas sin miedo.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Productos relacionados

Artículos relacionados