Cuídate

Recetas

Mini cheesecakes veganos de chocolate blanco

Mini cheesecakes veganos de chocolate blanco

Esta es una receta ideal para celebrar el amor. El amor hacia todos los seres que nos rodean (humanos y animalitos), la naturaleza, el planeta… pero sobre todo ¡el amor hacia nosotros mismos!

Por eso os proponemos estos mini cheesecakes veganos, una receta deliciosa para celebrar un día tan especial como es San Valentín, y además, mucho más saludable que los dulces industriales que podemos encontrar en los comercios.

La base está hecha con galletas de espelta, más digestiva que el trigo común, pues no ha sufrido tantas modificaciones genéticas, y en consecuencia más nutritiva.

Por otro lado, nuestro chocolate blanco con arándanos es vegano, sin gluten, está endulzado con azúcar de coco (un endulzante con bajo índice glucémico) y está elaborado con cacao de comercio justo.

Esperamos que disfrutéis mucho con esta receta de Gloria que es "puro love" :)

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: MINI BUNT CAKE DE CHOCOLATE, AMAPOLA Y LINO

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………

INGREDIENTES (para 12 tartaletas)

Para la base

  • 200 g de galletas María de espelta de Sol Natural
  • 2 cucharadas de aceite de coco de Sol Natural

Para el relleno de chocolate blanco

  • 200 g de chocolate blanco de Sol Natural
  • 200 g de anacardos (remojados durante mínimo 4 horas)
  • 1 lata leche de coco de Sol Natural
  • 1 cucharada de maicena

Para la cobertura

  • 12 cucharaditas de mermelada de fresa de Sol Natural

ELABORACIÓN

1. Para la base ponemos las galletas y el aceite de coco en el procesador de alimentos o en la picadora y trituramos bien.

2. Ponemos una cucharada de esta masita de galleta en cada molde de tartaleta (también se puede hacer todo de una vez en un molde de 20 cm de diámetro) y lo prensamos bien para que quede compacta. Yo aconsejo que se ponga una tira de papel vegetal en cada molde individual de tartaleta de forma que queden unas solapas por fuera de las que se pueda tirar para desmoldarlas.

3. Reservamos en el congelador.

4. Para el relleno de chocolate blanco echamos en el procesador o en el vaso de la batidora los anacardos, la leche de coco y la cucharada de maicena y trituramos hasta obtener una crema fina y sin grumos.

5. Ponemos la crema junto con el chocolate blanco en una cacerola y la llevamos al fuego. El chocolate debe quedar completamente derretido y después dejar que hierva durante un par de minutos a fuego lento y sin dejar de remover.

6. Sacamos las bases de las tartaletas del congelador y repartimos la masa. Dejamos enfriar a temperatura ambiente unos 30 minutos y después las guardamos en el frigorífico como mínimo 4-5 horas para que se cuajen bien.

7. Las desmoldamos y les ponemos la mermelada por encima extendiéndola bien para que queden vistosas.

8. Podemos decorarlas con unas fresas naturales.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!

Productos relacionados

Artículos relacionados